Blogia
365 Days at Peking

Home Sweet Home

28 de Diciembre de 2005
 
Cosas buenas de volver a casa después de año y medio sin pisar España:
 
  • Volver a abrazar a la gente que quieres
  • Ver que, en esencia, las cosas no han cambiado demasiado mientras estabas fuera
  • Tomarte tus primeras cañitas en La Latina con tus amigos de siempre
  • Andar por las calles de Madrid entendiendo lo que habla todo el mundo
  • Montarte en un avión que solo tarda 45 minutos en dejarte en el sur
  • Entrar en casa y abrazar a mi madre que llora como si yo volviera de la guerra
  • Cenar en familia, incluído el perro, que cada vez está más gordo
  • Salir el 24 por la mañana a tomarte unas copas pre-navidad y encontrarte a viejos amigos y conocidos que ya solo ves en estos días en la calle Trafalgar y en nuestro rinconcito de siempre, Lo de Silva
  • Las cenas familiares de nochebuena donde todo el mundo se pone hasta las cejas de corderito y bogavante (y a la que llegas un poco piripi después de todo el día bebiendo en el centro)
  • Tomarte tus primeras tapas con la gente de siempre en el Chiqui de la calle Sevilla
  • Que salga el sol después de mucha lluvia y haga calor en plenas navidades
  • Despertarte una mañana temprano e ir a la plaza de abastos a comprar churros para desayunar y que el churrero te los haga especiales por llevar tanto tiempo sin comerlos
  • Volver a casa después de un paseo por el centro con un pollo asado, patatas y alioli del Don Pollo
  • Hablar por teléfono con la gente que tengo lejos
  • Coger el coche y hacer kilómetros solo para ver a tus amigos, Málaga, Estepona, Sevilla...
  • Descansar en el sofalito de mi salón
  • Pasar el fin de año en Tarifa con N., A. y una treintena de amigos del Puerto
  • Saber que no voy a parar de reirme con ellos hasta que me vaya (...)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres