Blogia
365 Days at Peking

En BeiJinG

Fin de Año a ritmo de Fuegos Artificiales

Fin de Año a ritmo de Fuegos Artificiales

 

Esta noche es la gran noche, la que todos en el fondo hemos estado esperando. El país está completamente paralizado y no solo por las tormentas y las grandes nevadas en el sur del país, las cuales no se notan aquí en Pekín, sino porque por fin esta noche acaba el año para los chinos, lo que significa que en los próximos quince días, hasta la noche de las linternas, estarán en la calle con fuegos artificiales y petardos a todas horas. Una auténtica pesadilla para el extranjero.

 

El puesto de petardos ya acampa debajo de mi casa desde hace al menos una semana. Tienen licencia para vender fuegos durante al menos 21 días y por seguridad no se permite comprar más de 30Kg de fuegos artificiales y petardos por persona. En Pekín los fuegos estuvieron prohibidos durante doce años y fue en 2006 cuando levantaron la prohibición. Esa fue mi llegada al país tras dejar Hong Kong a finales de 2005. Ahora, después de vivir una entrada en el Año del Perro (2006), una en el Año del Cerdo (2007) y otra en el Año de la Rata (2008), ya empiezo a acostumbrarme a dormir y levantarme como si estuviéramos en mitad de una guerra.

 

Esta noche la pasaremos en la zona de Gulou, una veintena de amigos en la plaza de la Torre del Tambor y la Campana. Feliz Año Nuevo de la Rata. 新年快乐!

 

 

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

POETS SAILORS & SAINTS - Underwater

Los hombres invisibles

Los hombres invisibles

 

Y volvió a pasar, lo de los superpoderes que uno adquiere cuando llega a China, como explicaba mi amigo I. hace algún tiempo. Salir de la oficina tarde para cualquier día, embutida en medias térmicas, abrigo a prueba de aludes, gorro de pura lana acrílica, guantes que no me permiten marcar las teclas de mi teléfono, bufanda enrrollada desde el cuello a los ojos y el casco de la moto.

 

Volviendo a casa nos encontramos con un control que nos obligó a parar. El hombrecillo no tenía cara de estar pasando una buena noche, movía las manos y emitía sonidos que no alcanzábamos a entender. Para oirle mejor nos levantamos las viseras del casco y al ver nuestras caras de laowais (occidentales) esbozó una sonrisa y amablemente nos invitó a continuar nuestro camino. Tras arrancar de nuevo me giré y le dediqué uno de mis mejores saludos, como cuando uno saluda al tren a su paso. C. diría que lo nuestro es poder de persuasión, yo más bien creo que en realidad somos invisibles.

 

 

 

 

 

 

 

 

La cena de Babel

La cena de Babel


"Si somos 13 personas, yo no me siento en esta mesa" - una mesa redonda típica de cualquier restaurante chino. "Trae mala suerte sentarse a una mesa con otras 12 personas. Y soy italiana del sur y en estas cosas creo mucho". Finalmente volvimos a contar y éramos 14 para la cena de cumpleaños. Probablemente la cena más cosmopolita en la que he estado nunca. Dos italianas, una del norte y otra del sur; dos taiwaneses, una japonesa, una alemana, un americano, un islandés, una escocesa, un inglés de origen pakistaní, una americana, un francés, una belga y yo.

A un cierto punto de la cena, se empezaron a hacer fotos. Los taiwaneses sacaron el último grito en digitales, una cámara que dispara automáticamente sin necesidad de apretar el botón, solo cuando la(s) persona(s) enfocadas sonríen. Pregunté "¿Tecnología taiwanesa?". Y me contestó chirriando los dientes y con una sonrisa forzada "No. Japonesa".

La superstición china


Hoy es domingo, un domingo cualquiera de un mes cualquiera de un año cualquiera. Pero aquí en China todo toma un cariz diferente cuando entra en juego la superchería. Y hoy, pues es un buen día para mudarse. O para entrar en una casa nueva. O para reestrenar la antigua tras unas obras de rigor. Al menos eso me aseguran mis vecinos de enfrente, una pareja de chinos que hablan un poco de inglés y que se ve que disfrutan de cierto estatus social y económico. 

Pero hoy es domingo y muy temprano y mis vecinos no me dan tregua desde que llegué. Los domingos en China tambien se trabaja. Y a cualquier hora. Como cualquier día de la semana. Eso es una cosa a la que no me terminé de acostumbrar este verano en España. El que todo cerrara a la hora de comer o el fin de semana.

Beijing Pop Festival 2007

Beijing Pop Festival 2007

 

Confirmados:

Nine Inch Nails
PE
Marky Ramone(Ex. Ramones
New York Dolls
Brett Anderson
(Ex. Suede
Mando Diao

 

 

El Beijing Pop Festival se celebrará dos días (8 y 9 de Septiembre) en el Parque de Chaoyang desde el mediodía hasta las 10pm.

 

Tickets:

(Advanced) RMB200/ día

RMB380/ 2 días

(En taquilla) RMB250 / día

Compra: www.piaowutong.com

Visita:  http://www.beijingpopfestival.com/

24 Hour Party People

24 Hour Party People

 

And tonight something equally

epoch-making is taking place.

See?

They're applauding the dJ.

Not the music,

not the musician,

not the creator,

but the medium.

This is it.

The birth of rave culture.

The beatification of the beat.

The dance age.

This is the moment when even

the white man starts dancing.

 

 

 

 

Welcome to Beijing.

Beijing Int'al Outdoor Rhythm & Food Exhibition

Beijing Int'al Outdoor Rhythm & Food Exhibition

BEIJING – Because this city is special and it has been our home for a while.

INTERNATIONAL – We may come from different countries with different languages and different culture. But we all met here because we have many things in common. The result is this explosion of music and creativity.

OUTDOOR – Because the best things in summer happen alfresco. And "2 Kolegas" is the perfect place to spend the Saturday.

RHYTHM – Feel the beat and the soul of our percussionists and vibrate to the sound of our dJs. The best music in just one place. Starting from 2 pm, dance ‛til you drop!

AND – We will also have side activities such as a games (petanque, foosball and ping pong) and a flea market.

FOOD – In a good party you cannot miss food. We will provide a wide range of delicatessen, including Chinese "chuanr" (skewer) and Western dishes.

EXHIBITION – Because every artistic expression has a place in our parties, we will enjoy pictures, juggling and projections at dusk. Ticket 30 RMB. Free entrance before 6 pm.

 

Poets, Sailors & Saints and K+K Monarchy

Saturday 16th of June, 2007

 

Check: www.fotolog.com/beijingfair for future pictures

Check: http://www.2kolegas.com/ for directions

Quién dijo que Pekin era gris?

Quién dijo que Pekin era gris?

Así está Pekin estos días: verde, muy verde. Y como la gente lo sabe, se apresuran a salir de sus casas y se agolpan y abarrotan las calles. Y yo me los encuentro paseando o sentados en las aceras que llevan a mi casa, las mismas que andaban desiertas hace unas semanas. Así que mientras deshago el camino voy dejando atrás cascos amarillos, parejas en bicicleta, familias a pie, chicas de nácar, mujeres sin cara, colas interminables en las paradas de bus. Y se quedan todos ahí, en mi retina.

Dreamers (por las calles de Pekín)

Dreamers (por las calles de Pekín)

 

  Los soñadores continuaban viendo la vida de la misma manera

  y, en esencia, seguían siendo los mismos que se conocieron un día,

  solo que ahora él se hacía las chaquetas a medida

  y ella dejó de tener kilos de ropa en su armario.

Momento Viernes

 

Cielos añiles y nubes altas; recorrer las calles en bicicleta, sin gorro, ni bufanda ni abrigo; mi música favorita que sale de estos auriculares y de repente, sentirme una protagonista más de este video musical; esa canción... esa canción... y pedaleo más despacio, para concentrarme en los sonidos; los árboles que reparten algodón, como si fuera una nevada sin frío; una lluvia sin agua; sentarme en la calle a esperar a que me arreglen mis botas, porque no tengo dinero para comprarme unas nuevas; que no se crean que no tengo dinero; bromear con el zapatero y con el vendedor de calcetines; comprar flores un domingo y alegrar la casa; el sol que madruga se posa encima de mi cama y la habitación se vuelve de otro color; tú estuviste allí, tambien lo sabes; salidas, entradas, despedidas, reencuentros y por fin, es viernes. Y habrá música y celebraciones y dos días enteros para estar con ellos.

 

"(...) lo mejor del fin de semana es el comienzo, cuando el viernes, al salir del curro, tienes ante tí un pastel de dos días, intacto, con sus churretes de crema y sus guindas bien colocaditas. A medida que pasan la noche del viernes y la mañana del sábado, y le vamos cortando trozos, la tarta va perdiendo lustre, el merengue se va secando y la masa cada vez está más dura. O sea, que al final el banquete finisemanal puede resultar un completo fiasco. En cambio, nada nos estropeará el momento viernes: una catálogo infinito de posibilidades para hacer lo que queramos con ellas; (...)"  BESTIARIO - Afectos Sonoros

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Thirties Party

     

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

... para celebrar el cumpleaños de S.

Happy Birthday!

Fiesta de la Primavera

Fiesta de la Primavera

 

La primavera oficialmente está aquí, al menos en este preciso instante, en este preciso lado del mundo, cuando todavía los demás continentes no han despertado.

 

El balance del invierno, bueno, muy bueno, porque a pesar del frio y los cambios, sigo sintiendo que estoy en el buen camino. Empezar de cero es parte de ese bulevar rosa que escogí hace ya tres años y que se está convirtiendo en una especie de rutina de secuencia variable. Un reto que cada vez afronto con más energía y cada vez me es menos dificil de superar.

 

Y mi oráculo me dice hoy que deje de centrarme tanto en vivir el presente, que abandone momentaneamente mis hermosos ciclos de corto plazo, y preste más atención al futuro. Si solo me dijera donde tengo que empezar a mirar...

Poets Sailors & Saints: Through the Looking Glass

 

Alice was beginning to get very tired of sitting by her sister on a bank of Chaoyang Park, and of having nothing to do. She was considering in her own mind, whether the pleasure of eating jiaozi would be worth the trouble of getting up and go back home to help her mother to prepare them, when suddenly a White Rabbit with pink eyes ran close by her.

- "Oh dear! Oh dear! I shall be late! I'm late! I'm late! I'm late!"


The Rabbit actually took a watch out of its waistcoat-pocket, and looked at it, and then hurried on. Alice had never before seen a rabbit with either a waistcoat-pocket, or a watch to take out of it, and burning with curiosity, she ran across the city after it, and fortunately was just in time to see it pop down a large rabbit-hole opposite Gongti Bei Men

 

Una serata sotto la neve

Una serata sotto la neve

Ma che cazzo il sole!

 

Ieri sera ha cominciato a nevicare per prima volta quest'anno ed io pensando che l'estate estava per arrivare! Ma si...

 

Ieri siamo usciti sotto un manto bianco. Siamo andati ad una festa africana e prima di andare via, abbiamo fatto la guerra con le palle di neve. Una autentica follia. Io sono arrivata a casa tutta bagnata e con le mani surgelate. È stato bellissimo, soprattutto perche è stata una serata molto italiana. E per questo che non potrei mai parlare di questa notte in un'altra lingua.

 

Sulla fotografia, il Pechino che vedo da casa mia stamattina.

Pies de bailarina

Pies de bailarina

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

El calor ya está llegando a Pekin. Hoy se nota.

Pronto sacaremos nuestros pies de bailarina al sol.

 

*Foto by Yining

La niña que cuidaba gatos

 

 

A la niña Maliya nunca le gustaron los gatos. Sería por herencia materna. O porque tal vez un día le hicieron sangre. O porque quizás siempre le provocaron alergia. O porque nunca le parecieron unos animales nobles.

 

Y un buen día, a la niña Maliya le llegó un encargo. Quizás era la hora de reconciliarse con el género felino. Dos hermanos gatos llegaron a la puerta de su casa para pasar el Año Nuevo Chino con ella.

 

Y en una semana se ganaron el corazón de la niña Maliya y tambien el de la niña Yining, que se mudó a Pekín por vacaciones. Porque la alergia se esfumó. Porque se acurrucaban con ellas en el sofá. Y porque siempre se alegraban al verlas entrar por la puerta, fuese la hora que fuese...

Año Nuevo a ritmo de traca

"See you next year!" - Así se despedían de mí mis nuevos compañeros de oficina el viernes pasado. Me reí y pensé que tenían razón, que nos veríamos al año siguiente aunque el 2007 no hubiera hecho más que empezar.

 

El Año del Perro acababa y el del Cerdo arrancaba con la medianoche del sábado (domingo) pasado, después de una Nochevieja cargada de alcohol, risas y fuegos artificiales. Una entrada de año a la que han seguido tres días festivos y que muchos alargarán hasta el próximo domingo.

 

Curiosamente, este año éramos muchos los que decidimos quedarnos en Pekín a pesar de contar la mayoría con 9 días de vacaciones. Uno ya no siente la necesidad de aprovechar cada día festivo para poner rumbo sur hacia tierras más cálidas, quizás debido a la perspectiva de continuar en este lado del mundo durante un tiempo relativamente indefinido y probablemente también, por un sobreexceso acumulado de viajes realizados anteriormente. Eso y el dinero. Que los precios se disparan en estas fechas porque todo el mundo quiere dejar la ciudad de una manera u otra.

 

Y Pekín vacío. Y los templos llenos de gente. Y en el de la Nube Blanca (baiyunguan), al sudoeste de la ciudad, los chinos haciendo colas infinitas para tocarle la cabeza a un mono en relieve sobre un friso de piedra.

 

Todo ello al son de petardos, cohetes y fuegos artificiales a cualquier hora del día o de la noche para alejar a los malos espíritus. Todavía ahora, escribiendo estas líneas, los sigo escuchando tras los ventanales de mi cubículo.

 

Foto: Norberto Cuenca. Domingo 18 Febrero 00:07, Chaoyang Park West Gate. Probando nuestros petardos en la calle.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Ciclos

Ciclos

Dao le. Parémonos un segundo y analicemos donde tenemos los pies en este preciso instante. Si nos fijamos bien, uno se da cuenta de que siempre anda flotando en medio de algo. Básicamente en medio de varios algos. Algos multidimensionales que se entrelazan entre sí formando marañas de lana.

 

Y esos algos podríamos llamarlos ciclos que se van superponiendo unos con otros. Ciclos que se abren y que son difíciles de cerrar. Ciclos breves. Ciclos cortísimos. Ciclos que querríamos que acabaran y parece que no lo harán nunca. Ciclos que rezamos para que no se nos escapen. Miniciclos que se amontonan dentro de ciclos que se extienden en el tiempo, que se suman unos con otros y que van formando pequeñas colinas que acaban convirtiéndose en montañas y así hasta el infinito o hasta que acaba nuestro infinito finito.

 

Y yo ando metida en uno de esos ciclos que parecía que llegaba a su fin pero no y a la vez en un ciclo que se cierra y yo no quería; en un ciclo que lleva abierto demasiado y no tengo el valor de cerrar; en un ciclo en suspensión que no se sabe muy bien si empezó alguna vez; en un ciclo en clave de sol y en otro que empiezo hoy y que me asusta por la responsabilidad que conlleva.

 

Y esto de los ciclos viene por la despedida que tanto temía y también por lo que nos pasó ayer. Cosas circulares, que tienen que acabar igual que empezaron porque si no, no descansan. Como el teléfono de mi amiga P. Ella que esta misma mañana está cerrando su ciclo en Pekín (y que me cierra a mí uno también), dejándome en estado de viudedad forzosa en esta ciudad tan grande. Esta fanciulla pizpireta se me va a recorrer nuevas aventuras milyunanochescas y a continuar con su bonita historia de amor. Porque ésta es de las bonitas bonitas, de las que aguantan hasta el final a pesar de la distancia. Y por eso yo me alegro por su decisión tan valiente. Yo la voy a echar mucho de menos, pero me consuela saber que esto es solo un punto y seguido en nuestras andanzas, que aun nos quedan muchas páginas por escribir.

 

A dos días de su marcha definitiva, el teléfono de P. cayó al suelo y ya no volvió a encender. Ayer llegué a su casa convencida de que se lo podía arreglar. Básicamente a golpes, como hago últimamente con este cacharro desde el que escribo y que me deja en la estacada cuando más lo necesito. Pero los golpes no surtieron efecto. Y pensé en las corrientes circulares en el tiempo. Pregunté a P. cómo había ocurrido todo exactamente. Así que coloqué el teléfono al filo de la mesa de la cocina y lo empujé levemente con el dedo. Volvió a caer y al probar a encenderlo, esta vez, funcionó. Cosa de ciclos.

Le Début

 

Maliya ya tuvo un debut como "music selector" en una fiesta que organizó Inane en su despedida de Pekín. En esa ocasión, las dos seleccionamos más de 200 canciones que sonaron durante toda la noche a través del reproductor del garito, sin necesidad de preocuparnos por la música.

 

Esta vez es distinto. Finalmente, Caroline y yo nos ponemos detrás de una mesa de mezclas en nuestro debut como DJ's en la mejor fiesta que se celebra en Pekín cada mes: Poets, Sailors & Saints. Pincharemos junto a los mejores, Oscar, Carlo, Gordi y Javi y tendremos a Norberto proyectando sus fotografías.

 

"POETS, SAILORS & SAINTS, a collective of DJs and artists, gathering to simply enjoy music and images. Golden days, indeed, and one of the busiest and best nights on offer at Yugong Yishan." That's Beijing

 

Setenta y cinco minutos de sesión en la que incluiremos a los Cycle, Le Tigre, Astrud, La Mala Rodriguez, The Faders, Hip Hop Hoodios, Mc Solaar, Marathonians, Hot Chip, The Sounds, The Subterraneanz, Cansei de Ser Sexi, The Sunshine Underground, Goldfrapp, Prototypes, Yeah Yeah Yeahs!, Big Soul, Scissor Sisters, Hushpuppies, Rachid Taha...

 

Este viernes 26 en YuGong Yishan.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres